GANÓ UN PARTIDAZO Y SE PRENDE A LA LUCHA

Colegiales se quedó con los puntos tras vencer por 3 a 2 a Comunicaciones en un cotejo lleno de goles.

FOTO DE PRENSA DE COLEGIALES

Por la fecha 9, Colegiales recibió en Munro a Comunicaciones. El elenco de Darío Lema volvió a golpear fuerte en el campeonato y se acercó los primeros lugares, tras un partidazo donde demostró estar a la altura para llevarse los tres puntos. El tricolor jugó un partido sensato, no arriesgo demasiado, fue picante en ataque y por momentos sufrió los arribos del cartero a su área. El conjunto de casa se supo reponer a ir perdiendo, no se perdió en reclamos arbitrales y logró sacar adelante un partido que parecía que moría en empate. Del lado de la derrota, los de Agronomía hicieron sus méritos para merecer algo más que una caída, no lograron mantener el resultado y les empataron fácilmente, alcanzaron la parda en un momento donde el partido les era desfavorable y sobre el final se quedaron con las manos vacías por el golazo de Camacho.

En Munro la primera parte no comenzó para nada atractiva. El cartero salió a pelearle la posesión a Colegiales y en cierto modo le complicó las opciones a los de Darío Lema, que no tuvieron un arranque lucido. A su vez, a Comu le faltó volcar más claridad en ataque, por lo que el encuentro se tornó en un ida y vuelta con poco para destacar. La primera situación sería la tuvo el dueño de casa a los 8´, mediante un remate lejano de Landriel que el bueno de Mattalia no tuvo problemas al controlar. Sin demasiada producción previa, el partido encontró la apertura del marcador y la ruptura de la parsimonia del mismo. A los 20 ́ Comunicaciones aprovechó una mala salida del local y con un gran remate pinchadito de Ferrero se puso en ventaja. Un minuto después, Elisi se perdió el segundo de forma increíble, ya que recibió en soledad sobre el palo derecho y prácticamente le entregó el balón a Báez, que se encontraba entregado en el caño izquierdo. Fiel al lema, el cartero se devoró el segundo y a los 22´ Camacho convirtió el empate, en un mano a mano que definió contra el poste izquierdo. Tras el gol de la igualdad, al encuentro le duró muy poco el ritmo intenso y progresivamente se volvió a apagar. Recién entrando en el cuarto de hora final el cotejo se reactivó y dejó unos minutos entretenidos. En la gran polémica de la tarde, a los 34´ Germán Bermúdez sancionó penal para el cartero por una falta a Ferrero, que a primera instancia resultó dudosa. De igual manera, el reclamo no duró demasiado ya que instantes después Baéz le contuvo el remate a Banegas. Antes del final ambos elencos tuvieron sus chances para abultar el marcador, pero no fueron precisos y el cotejo se fue al entretiempo con un uno a uno.

El complemento comenzó con la misma intensidad en la que había finalizado la primera etapa. En los primeros minutos el tricolor pudo pesar en ataque con dos situaciones aéreas puntuales, ambos cabezazos de Seba Martínez y Ferreyra. Más allá de eso, la postura del cartero le impidió encontrar espacios en la retaguardia visitante. Como agua en el desierto, Elisi tuvo lo mejor del cartero con un mano a mano que Baéz pudo desestimar. Con poco, los de Munro eran mejores y a los 11´ lo pudieron efectivizar. En una jugada de izquierda a derecha, Palma habilitó contra el costado a Magallanes y el lateral derecho asistió a Ferreyra, que con el arco vacío empujó la pelota al gol (en medio de la jugada Mattalia chocó con Magallanes y minutos después debió dejar la cancha). El tanto le dio un envión anímico a los de casa y sacudió las emociones de un cartero que pasó a sufrir gran parte del pasaje central. Con el paso de los minutos Colegiales se agrandó en el terreno y empezó a despilfarrar chances en el área del ingresado Di Grazia, lo cual dejó con vida a un Comu muy golpeado. La tarde le dio una segunda oportunidad a los de Perelman, que a los 31´ encontraron a través de un pase largo de Banegas y la gran definición de Ferrero en el mano a mano, el empate impensado. Inmediatamente después de la parda, específicamente a los 34´, Bermúdez obvió una mano de la visita dentro del área del cartero, y por ende un penal, y todo Colegiales se le fue encima (pareció una mano sancionable). Cuando el partido era de ida y vuelta, y el resultado estaba abierto para los dos, a los 42´ apareció Camacho para poner desde afuera del área y contra el ángulo derecho, el 3-2. El tanto pulverizó las esperanzas del cartero y marcó lo último de un gran partido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *