EMPATE ENTRETENIDO EN LA ISLA

San Telmo y Defensores de Belgrano igualaron cero a cero en un cotejo entretenido.

FOTO DE SOLO DEFENSORES

San Telmo y Defensores disputaron su encuentro en el marco de la jornada dominical de Primera Nacional. Con sus objetivos y ambiciones, ambos salieron a quedarse con los tres puntos, hicieron sus méritos y entregaron un lindo empate sin goles. En líneas generales, el partido en sí fue parejo, aunque telmo dejó una mejor impresión (y más situaciones) en la primera parte, y el dragón con un hombre de más (Riquelme se retiró expulsado) llegó más en el complemento. San Telmo quedó 13° con 30 pts, mientras que Defensores alcanzó la línea de 37 unidades y se ubicó 6° (a uno del reducido). 

El primer capítulo resultó entretenido y en líneas generales fue parejo, tuvo situaciones y a un Telmo algo mejor que su rival. El juego comenzó a un buen ritmo, que perduró durante toda la etapa inicial, a excepción de algunos pasajes. El dragón saltó al campo de juego con una postura muy agresiva y fue el primero en conseguir aproximaciones, aunque con el pasar de los minutos se fue diluyendo y lo más importante pasó a estar del lado del local. Los de Frontini intentaron hacer pesar el juego colectivo, pero estuvieron imprecisos desde ¾ de campo y lo que lograron lo hicieron mediante disparos que, en su mayoría, no fueron específicamente con destino de red. Las pocas situaciones claras fueron del candombero, un disparo de Amilivia y otro de Medina (ambos cerca del caño derecho), un mano a mano de Velázquez desconectado por Pietrobono y un tiro libre al travesaño de Riquelme. A los dos les costó arrimarse a las áreas con claridad, las ganas no faltaron, pero en materia de generación los primeros 45´ quedaron en deuda. Pese a ello, la tónica de ida y vuelta hizo que el cotejo no se volviera tedioso.

El complemento fue bastante parecido al primer tiempo, también contó con acciones destacables y repitió la ausencia de los goles. San Telmo salió a jugar más decidido y en los primeros minutos asfixió con chances claras a su rival, Velázquez y Riquelme exigieron a un Pietrobono que estuvo sobrio y despejó el peligro. Progresivamente, el dragón fue sumando sustos en los dominios de Alan González, siempre con remates lejanos que inquietaron a un bien parado arquero local. En el ida y vuelta, el cotejo se mantuvo entretenido, pero el ritmo frenético y el protagonismo compartido tuvo su quiebre, ya que a los 25´ Riquelme vió la segunda amarilla y se retiró expulsado. Con un hombre de más, Defensores de Belgrano se apuntó al ataque, metió más gente en ofensiva y le atareó la labor a la defensa candombera, que de igual manera respondió con solidez en casi todas las acciones de peligro. Sin poder lastimarlo, al dragón se le acabó el tiempo, los de la Isla no encontraron el tanto desde la contra y el cotejo culminó en empate 0 a 0.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *